Habitación en Roma

Una habitación de hotel en el centro de Roma es el escenario interior en el que dos mujeres jóvenes que se acaban de conocer, se internan juntas en una aventura física que les tocará el alma.

Todo transcurre en una noche y en las primeras horas de la mañana de un día del comienzo del verano de 2008, antes de que Roma lance a cada una de ellas al lugar al que pertenecen; por la tarde Alba volará a España, y Natasha a Rusia.
 
La habitación del hotel, que parece haberlas estado esperando siempre con la emoción de la historia incrustada en sus viejas paredes, sugestiona una atmósfera cargada de erotismo y sensualidad, con una extraña fuerza que engancha sus miradas apuntando hacia lo desconocido. Nacen sentimientos nuevos que Alba y Natasha aceptan, y al mismo tiempo quitan importancia hablándose con soltura y buen humor. Un pacto natural de ligereza que propicia situaciones tan cómicas como enigmáticas, antes del ataque inesperado de un amor punzante como una flecha lanzada desde lo alto. Durante doce horas, de noche y de día, estas dos mujeres desvelarán sus vidas, primero ocultándose y protegiéndose por miedo a la atracción sin retorno, luego dejándose acompañar hacia el paisaje desconocido de la otra, habitado por sus compromisos y el amor sincero hacia sus respectivas parejas; en el caso de Alba, una mujer que tiene dos hijos; y el de Natasha, su profesor de Renacimiento con el que se va a casar la próxima semana.

Ambas girarán sobre sí mismas hasta ponerse boca arriba mirando juntas hacia otra verdad, un abismo compartido, el secreto guardado en una habitación en Roma, una sorpresa del tiempo anterior que les adelanta, un regalo del destino para que hagan con él lo que más deseen. Así nace para ellas su nueva libertad.

Directora/Director: Julio Medem

Productora/Productor: Julio Medem, Alvaro Longoria, Cristina Zumárraga

Guionista: Julio Medem

Actriz/ActorPersonaje
Elena AnayaAlba
Natasha YarovenkoNatasha
Najwa NimriEdurne
Enrico Lo VersoMax

Comentarios

bichito_78

bichito_78

7 de agosto de 2011 a las 00:32

Creo que el problema de este trabajo es la falta de coherencia en su guión y dirección. Se han mezclado elementos simbólicos con elementos realistas y, al final, se notaba que el director/guionista no había tomado una decisión. Creo que por eso hay tanta disparidad entre las opiniones. Por otra parte, la interpretación de ambas actrices dejaba mucho que desear. Dos escenas que me dejaron los ojos en blanco: la flecha en la bañera (?) y lo de la botella (!).
trebole

trebole

13 de marzo de 2011 a las 14:26

No me ha gustado nada, no se deciros porque pero es que ni siquiera termine de verla. Creo que ahora estan de moda las relaciones lesbicas y Medem quiso sacar partido de ello. En fin, que me alegro por las que habeis disfrutado viendola pero yo no supe encontrarle la gracia.
marial

marial

4 de marzo de 2011 a las 05:41

Cine de autor 100%, que seguramente aburrirá a las devoradoras del cine "comercial". Los personajes están muy bien construidos, la fotografía es preciosa y el simbolismo histórico de la habitación está muy bien traído. La escena del baño con la flecha de cupido sobra. Las actrices son fantásticas. La interpretación de Elena Anaya es sublime.

19 de noviembre de 2010 a las 18:45

para mi ha sido el horror de medem. hace unos años, solia nombrar a medem entre mis directores favoritos pero con esta pelicula me ha decepcionado drasticamente! que horror de pelicula! un guión de aburrimiento total y encima con momentos tan horribles como ha sido la del cuarto de baño con la alegorías sobre la flecha de Cupido. En fin. Que pena.

16 de noviembre de 2010 a las 20:07

Por fin la he visto. Nunca quise pagar por verla y no lo he hecho. Muy realista, todo hay que decirlo; típica historia de cruasanes que un día tras huir de los terrores personales se cruzan y... Me ha recordado al típico amor adolescente, muy generalizado en la sociedad del siglo XXI, no precisamente adolescente y muy generalizado en los amores femeninos-cruasaniles. Es pasable. No esperaba ninguna obra maestra. Si desde la dirección buscaban algo trascendental no lo han conseguido y, por supuesto, como en la vida real, el guión de conocer a alguien una noche de borrachera... deja mucho que desear, como película. Pero bueno, mucha gente te cuenta sus penas nada más conocerla y muchas personas utilizan historias cercanas para ponérselas de escudo. Si lo que querían era plasmar esta historia lo más realista posible, lo consiguen, hago hincapié en esto. No diría ni mucho menos que es patética; repito, no es un peli por la que pretendía pagar y quizás por esto -las malditas espectativas- no he sentido ninguna decepción. Dentro de películas para pasar el rato está bastante bien; para ir al cine, sé que mucha gente se sentirá identificada y estará a la altura de sus espectativas. El rollo del camarero, como dice Anhedonie, es muy realista si una a lo largo de su vida no ha sido monótona o tiene un perfil que tiende a extraversión y se puede crear un vínculo de confianza rápida con la otra persona. Le da el toque cómico que en la vida real se repite en mil escenas. He acabado de la Russian Red un poco hasta las narices y el resto de la BSO repetitiva, igual que ella. Vamos, una merd. La última escena al principio me ha dejado un tanto anonadada en el sentido que he pensado "a qué viene esto", después he reflexionado, tras analizarlo todo. Finalmente me ha gustado, no encantado. Conclusión: realista 85%. Un amor de una noche. Una parte impulsiva y otra racional. Te da qué pensar, algo... sí, alguna neurona se me mueve.
mcn89

mcn89

25 de octubre de 2010 a las 00:09

pasable, un poco enrevesada la trama...

13 de octubre de 2010 a las 17:58

Ay gustos para tods,a mi me gustó mucho !! La recomiendo a todas las q no la han visto.
belen999

belen999

13 de octubre de 2010 a las 15:13

A mí me gustó mucho la película. Muy recomendable.
anhedonie

anhedonie

11 de octubre de 2010 a las 14:22

Me saco los ojos con una cucharilla de té si tengo que volver a ver este sucedáneo de película...qué forma de estropear la historia...qué cutrez, señor... Rezuma aires de poética trascendencia que se queda en triste patetismo, con secuencias de texto altamente dramático que acaban por dar risa. Ejemplo de cómo hacer una película pomposa, aburrida, superficial y absolutamente olvidable. Nada que ver con la esencia que inspiró este bodrio, "En la cama", de Matias Bize, que sí que recomiendo. Lo siento, si te gustó, enhorabuena, pero yo sigo indignada(me costó la misma vida encontrarla por internet y no esperaba algo tan carente de gracia...mero producto, no llega a buen cine ni repitiendo la misma cursilada de canción setenta veces siete. El rollo del camarero es irrisorio, banal, estúpido, desconcertante...en fin...puedo seguir dos días expulsando bilis, quien quiera verla, ánimo!). Besos!
bichito_78

bichito_78

2 de octubre de 2010 a las 16:38

A pesar de las reticencias que te pueden surgir cuando vas a ver una película de lesbianas escrita y dirigida por un hombre, acabas rindiéndote ante esta historia bien construida y rodada con elegancia.Está muy bien.

Envía tu comentario

Responsable: Lesbian Lips. Finalidad: prestar el servicio solicitado. Duración: mientras se mantenga la relación comercial u obligación legal. Destinatarios: no se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Derechos: acceso, rectificación, supresión, oposición, limitación, portabilidad. Más información en nuestra política de privacidad.



Datos obligatorios

Login

¿Olvidaste la contraseña?